El director del Centro de Acción Climática PUCV abordó los desafíos del cuidado del medioambiente en la tercera sesión del espacio creado por el Foro de Altos Estudios Sociales Valparaíso.

Este año el Foro de Altos Estudios Sociales Valparaíso inició un nuevo espacio de opinión por internet denominado “Foro Global: una conversación sobre los desafíos del mundo post-pandemia”, el que es conducido por el secretario ejecutivo Esteban Vergara y la periodista Javiera Nasser.

Los participantes del Foro, en sus dos primeras sesiones, fueron invitados el doctor Claudio Elórtegui, académico de la Escuela de Periodismo PUCV y el abogado Agustín Squella. La tercera jornada contó con la participación del doctor Marcelo Mena, director del Centro de Acción Climática y académico de la Escuela de Ingeniería Bioquímica y quien fuera también fue ministro y subsecretario de Medio Ambiente durante el segundo gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.

Sobre la llegada de Joe Biden a la Presidencia de Estados Unidos, el profesor Mena adelantó que es probable que Estados Unidos vuelva al Acuerdo de París y se comprometa a apoyar la descarbonización, estableciendo nuevos estándares de emisión que tendrán un efecto internacional, pues se pondrán metas de emisiones a los distintos fabricantes de la industria automotriz para hacer vehículos más eficientes.

“Se avanzará en la regulación de las termoeléctricas para asegurar su cierre y es muy importante lo que Biden ha anunciado de cerrar las termoeléctricas de todo tipo de aquí al 2035: no sólo carbón y petróleo, también de gas. El cambio no está centrado sólo en el medioambiente, este tipo de acciones trae mucho crecimiento y empleo. La reactivación económica original realizada previamente por Obama, tuvo similares enfoques. Durante el último tiempo, Estados Unidos ha perdido liderazgo en materia de electromovilidad y esperamos se pueda retomar con este cambio de gobierno”, adelantó.

Sobre los cambios en la Presidencia de Estados Unidos, el académico señaló que los horizontes de inversión de las empresas van más allá de los cuatro años que dura un mandatario en el cargo. “El sector financiero es menos susceptible a lo que piensan los países de manera individualista. Las tecnologías limpias están avasallando a las contaminantes, por reducción de costos y la toma de decisiones que incorpore en los riesgos climáticos, más allá de si un gobierno cree o no en el cambio climático. Esto obliga a las empresas a tomar medidas.  El ¾ de los bancos del mundo son parte de los países miembros de la coalición de ministros de hacienda por la acción climática  y la red de mercados financieros para inversiones verdes, ellos están cambiando la forma cómo se están llevando los negocios”, indicó.

ACUERDO DE ESCAZÚ Y CENTRO DE ACCIÓN CLIMÁTICA

Adoptado en Escazú, Costa Rica, el 4 de marzo de 2018, el Acuerdo Regional tiene por objetivo garantizar la implementación plena y efectiva en América Latina y el Caribe de los derechos de acceso a la información ambiental, participación pública en los procesos de toma de decisiones ambientales y acceso a la justicia en asuntos ambientales, así como la creación y el fortalecimiento de las capacidades y la cooperación, contribuyendo a la protección del derecho de cada persona, de las generaciones presentes y futuras, a vivir en un medio ambiente sano y al desarrollo sostenible.

Sobre este acuerdo, que en un comienzo fue liderado por Chile, Mena señaló que promueve una mayor democracia ambiental, con mayor incidencia de la ciudadanía de lo que ocurre en su territorio, a través de la acción ciudadanía y el acceso a la información para encauzar un diálogo entre las comunidades y las empresas. “Es un error fundamental que se piense que este enfoque demora la inversión y causa más crispación social. Es un error político, pues no hay ningún otro acuerdo que Chile haya impulsado y lo ganamos. Con una débil COP-25 se dio pie atrás a varios avances que hemos tenido”, reflexionó.

Respecto al Centro de Acción Climática, que lidera en la PUCV, Mena agregó que las universidades son fundamentales en la transición para enfrentar el impacto en el clima. “Chile tiene una meta de descarbonización, que es política y científica. Es necesaria pues se debe evitar el aumento en 1,5 grados de calentamiento y en eso el CR2 y el centro de cambio climático de la Universidad de Chile han sido determinantes en entregar información sobre estas políticas”, complementó.

Sobre los avances que se logren en la PUCV, el académico agregó que nuestra Casa de Estudios tendrá un minor en acción climática, con cursos para alumnos de pregrado y postgrado. 

“También estamos trabajando para ofrecer un curso de ciencias para la ciudadanía, donde se ofrecerá un semestre completo de cambio climático. Nosotros queremos apoyar en especial a los profesores de 3° y 4° medio. También estamos colaborando con los municipios de Valparaíso y Viña del Mar para tener un plan regional de cambio climático y asesorar al sector sanitario y eléctrico. Vamos a apoyar a la política pública, hemos participado en el Congreso para la ley de cambio climático, ley de glaciares, entre otras. Es ciencia de calidad pero con planes de incidir en la política pública”, concluyó.

¿Deseas ver el Foro Global completo y la exposición de todos sus participantes? Hazlo AQUÍ

(Por Juan Paulo Roldán – Dirección General de Vinculación con el Medio)